SLIDER

Crecer

28.12.14


Es como inevitable llegar a esta época del año y mirar para atrás, tratar de recordar qué pasó este año, hacer balances. No me cierra del todo porque me parece que algunas cosas son relativas. Cosas que vivimos como malas con el tiempo veremos que no lo fueron tanto, y al revés también.
Pero, como no puedo evitar que mi cabecita loca se ponga a pensar, le sigo un poco la corriente para ver hacia dónde me lleva. Y, sin querer, como siempre me pasan estas cosas, vino a mí la palabra crecer. Llegó acompañada de estas dos fotos. La primera es de mayo 2014, la segunda de diciembre del mismo año. La protagonista, una lata que me regaló Victoria (que a su vez le regaló una clienta de Presente), donde yo le pedí a las chicas de Compañía Botánica que me pongan un par de suculentas.
La mano verde no es una de mis virtudes, más bien todo lo contrario. Pero ésta es la planta que habíta en mi taller, donde no tengo la menor duda que hay una energía especial. Que la hizo crecer así de mucho! (sí, sí, pronto se muda a una casa más grande)
Muchas cosas buenas pasaron en mi 2014. Muchas. También algunas no tan buenas. Trato de tener presente las primeras y entender que de las malas también se aprende, se crece. Esa es la idea, crecer. Aprender. Ser mejores personas. Dar lo mejor de nosotros, compartir.
Les deseo que puedan ver las cosas que en 2014 las hicieron crecer, las malas y las buenas. Porque las malas vistas con esta perspectiva son un poco menos malas. Y las podemos capitalizar en algo positivo. También les deseo que en 2015 haya más de las buenas. Que podamos crecer. Avanzar. Como las plantas, que crezcan nuestras raíces en la tierra, para estar cada vez mejor plantadas y que crezcan también nuestras ramas hacia el cielo para ser cada vez más libres y felices.
¡Gracias por acompañarme en este espacio que para mí es tan especial!

Las cucharitas se bañaron en color - DIY paintdipping

19.12.14


Hola, tanto tiempo! Acá estoy, a pedido del público (cuac!), para contarles cómo reciclé mis cucharitas feastramontina. No sé si a ustedes les pasa, pero acá por arte de magia las cucharitas van desapareciendo. Cuando ya no tenía ni 4 tuve que salir a buscar nuevas. Y, esas cosas de nuestro país, no pude encontrar de las nuestras (de acero supongo) en ningún lado. Terminé comprando estas Tramontina, que nunca me gustaron.
Cuando ví el paso a paso para hacer paint dipping (así se llama esta técnica) publicado por Aires de Bohemia tomé coraje y bañé de color mis cucharitas.


Es muy sencillo, pero les cuento mi experiencia. Ideal pintar con esmalte sintético al agua (también puede ser el normal). Yo sólo tenía blanco, le dí color mezclando con colores acrílicos que también tenía. Puse la pintura en frascos de vidrio transparentes, para poder ver en el momento de sumergir los cubiertos y para guardar bien después el sobrante.


Que los cubiertos están bien limpios y secos. Hay que poner cinta de enmascarar donde quieran que termine el paint dipping. Yo decidí pintar todo el mango de madera entero en el caso de las cucharitas porque ya no quería verlo. :/
Después hay que sumergir la cucharita (o lo que sea) en la pintura, dejarla unos segundos y levantarla para que escurra primero sobre el frasco. De ahí va al tender del lavadero a colgarse con un gancho. Ojo que gotea, hay que poner diario abajo.


A mí me pasó que se armaron como estas gotitas abajo (cosa que predijo mi hija tirando la bomba de que iban a quedar mal), pero yo delicadamente con el dedo las fui "tocando" hasta que desaparecieron y quedaron bien. :)


Dejar que seque bien y ... ¡voilá! Tienen nuevas cucharitas de colores. Obvioooo que yo no podía hacer todas del mismo color! ;)


Una única advertencia: te dan ganas de pintar todo porque es muy fácil. Yo estaba con poco tiempo, pero alcancé a agarrar estos cubiertos para servir y me encantó cómo quedaron. Incluso más que las cucharitas, porque me gusta como queda una parte de madera natural y otra pintada.


Como verán no vengo a contarles nada extraordinario, pero son esas pequeñas cosas que podemos hacer todos y que después nos da mucho placer verlas cotidianamente en nuestras casas y saber que fueron hechas con nuestras propias manos. Es mi primer DIY en el blog, por lo que espero haya quedado claro. Cualquier cosa no duden en escribirme a tallermanufacta@gmail.com
¡Gracias por la visita y que tengan lindo fin de semana!

[Hace rato que quería participar de los Findes Frugales de Marce Cavaglieri y allá voy por primera vez. Qué bueno, un pendiente menos de las cosas que quería hacer en 2014!!!]
© taller mAnUfActA • Theme by Maira G.